EL DÍA QUE SE NOS ADELANTÓ ANA



-A modo de modesto ensayo-




Sueña la efímera razón entre-actos de la eterna creación

(Lo que es):

            Jubilan plenas (aún sin desvelar),   sin tiempo, espacio ni estrellas las estrellas,  en el  seno paternal del creador, allende las inteligibles  vibraciones  de las esferas de Platón, y tú  primo hermano, arrobado de estupor

(aún  durmiente), preguntaste:

“¿Veremos de nuevo a nuestros padres? ¿Podremos de nuevo, todos reunidos, estar con ellos?”
 Ya se enmarcaba tu ingenua expresión de niño, no perdida,  en la segunda mitad de la septena y sin embargo esperabas en el azul de tus ojos, un feliz reencuentro en el azul eterno…

(Lo que espera):

Sin ilación inteligible de palabras, con mágica coreografía  tribal de próximos y ajenos,   danzando desnudos sobre el suelo los gráciles  pies de las doncellas (las pares de nuestras vidas,  hermanas, madres y abuelas) contestaban: Estaremos cerca.



                           Jueves santo de 2020

                      José Antonio Cantero de Bustos

No hay comentarios: